A. Casimiro: «La educación física favorece que tengamos endorfinas»

A. Casimiro: «La educación física favorece que tengamos endorfinas»

Reactivarse es emocionarse y cargarse de energía a través del movimiento.

Antonio Jesús Casimiro, en colaboración con José Antonio Sande, maestro de Educación Física y terapeuta emocional, ha publicado Reactívate (Ed. Desclée de Brouwer), donde ambos autores hacen hincapié en los beneficios físicos, fisiológicos y psicológicos del ejercicio físico para la salud de las personas.

Pero en este libro van más allá, intentando profundizar también en los aspectos emocionales y espirituales vinculados al deporte. «Cada día es más evidente la importancia del desarrollo de la salud emocional, fundamentalmente por las carencias en ella desde la infancia, y su relación con la práctica deportiva», recalcan.

«Estamos intentando implementar que la actividad física sea la más importante del currículum»

Pregunta.- ¿La asignatura de Educación física sigue siendo una maría?

R.- Estamos intentando implementar que la actividad física sea la más importante del currículum. Lo es así por la promoción de la salud holística de las personas, porque favorece el desarrollo físico, mental, emocional y espiritual. También es fundamental porque genera felicidad. Si hacemos educación física estamos desarrollando circuitos neuronales cerebrales que se quedan grabados en la mente del niño y más adelante, cuando sea adulto, eso ya no se olvida.

«En el deporte nunca se pierde, ganas unas veces y siempre se aprende»

P.- ¿Otro motivo es la transmisión de valores?

R.- Sí. En el deporte nunca se pierde, ganas unas veces y siempre se aprende: por ejemplo, a la hora de la solidaridad, del respeto, de la superación, de la cooperación, la resiliencia€ Eso siempre y cuando la educación física esté desarrollada poniendo el foco en el proceso, donde no sea lo más importante el rendimiento, sino el disfrute y el esfuerzo personal.

«Tenemos que favorecer un ocio activo en lugar de ese ocio pasivo que nos está invadiendo»

P.- Con la educación física podemos hacer frente también al ocio permanentemente pasivo que traen las nuevas tecnologías que nos invaden.

R.- Sobre todo los niños, que hoy en día están amenazados todo el rato por las pantallas. Tenemos que favorecer un ocio activo en lugar de ese ocio pasivo que, en efecto, nos está invadiendo. Los niños están actualmente atrapados por las pantallas, así que tenemos que favorecerles un ocio activo: que vayan más al campo, a la naturaleza, y no tanto a seguir comprando. Otro aspecto importante es la energía. Somos bombillas con patas, y una buena educación física favorece que tengamos endorfinas, lo que a su vez genera que tengamos estímulos de bienestar, de confianza, de plenitud, de felicidad, al mismo tiempo que una gran paz interior y tranquilidad. Porque cuando hacemos una actividad física placentera se producen dos hormonas, que se llaman serotonina y dopamina, que son relajantes del sistema nervioso central y favorecen nuestra tranquilidad.

Fuente: Deia 10-05-2022



Artículos relacionados

Dr. Rodríguez: «La telemedicina reduce las listas de espera y mejora la rapidez en la atención al paciente»

Una de las pocas cosas buenas que puede traer esta epidemia es la concienciación de toda la sociedad Andrés Rodríguez

V. Vidal: «La empresa tiene que cuidar el estado emocional del trabajador y crear departamentos de bienestar del empleado»

Importancia de cuidar la salud mental. El experto Víctor Vidal Lacosta defiende que el trabajador debe desempeñar su función en

Dr. Ernest Balaguer: «Nos encontramos ante un cambio de paradigma frente al Párkinson»

La incidencia del párkinson en España, tratamiento e investigación. Dr. Ernest Balaguer, neurólogo, director de investigación del Hospital Universitario General